Utilización del caballo como medio de rehabilitación para discapacidades.


UTILIZACIONDEL CABALLO COMO MEDIO DE REHABILITACIÓN PARA DISCAPACIDADES


 

 

Conferenciapronunciada por el Académico de Número

Excmo.Sr. D. Dieter Brandau Ballnet

20 deNoviembre de 1996

 

 



           

            Me corresponde hoy el honor deexponer ante ustedes un tema que para mí tiene una significación muy especial,posiblemente influido por tres condicionantes personales:

 

Uno:El de la propia experiencia, como sujeto directamente implicado física yanímicamente.

 

Otro:Como Veterinario.

 

Ypor último otro como Médico. 

 

            Dentro del amplísimo tema que rcala INFLUENCIA DE LOS ANIMALES DE COMPAÑÍA EN LA SALUD HUMANA, hemosescogido el apartado que trata sobre la importancia que tiene


EL CABALLO COMO FUENTE DE SALUD PARA EL HOMBRE.

 

            Específicamente hablaremos sobre lautilización del caballo como medio adecuado en el tratamiento de diferentespatologías muy especialmente

la“UTILIZACIÓN DEL MISMO COMO MEDIO DE REHABILITACIÓN PARADISCAPACIDADES” haciendo un discernimiento sobre tres conceptos que,aunque imbricándose los unos en los otros, tienen entidad propia.

 

Estosconceptos son:


“LA HIPOTERAPIA – LA EQUITACIÓN TERAPÉUTICA – Y LA EQUITACIÓNDEPORTIVA PARA DISMINUIDOS”

 

            A nuestro “camaradadeportivo” EL CABALLO, se le ha encomendado una vez más una nueva y muyimportante función. Y no ha tenido inconveniente en asumirla y desarrollarlacon la misma fidelidad con la que durante milenios y de distintas formas haservido al hombre.

 

            El caballo, colaborador del hombreen los trabajos físicos desde tiempo inmemorial, se ha convertido también encompañero nuestro en tareas terapéuticas, tomando parte activa en larehabilitación de personas con minusvalías.                      

 

            Haciendo un breve repaso históricodiremos que la equitación  comoterapéutica en sentido literal existe desde hace muchos años.

 

            Ya en 1952, Liz Hartel de Dinamarcaganó la medalla de plata del Gran Premio de Doma durante las Olimpiadas deHelsinki, después de haber superado las secuelas de una poliomielitis, mediantesu auto-rehabilitación, a través de la equitación.

 

            En 1958 se crea en Inglaterra laSociedad Ecuestre de Ponnys para discapacitados y en 1960 se crea en EstadosUnidos la Asociación de Equitación para Discapacitados.


           

            Como consecuencia y en respuesta aeste movimiento, durante los años sesenta se funda en Michigan el Centro Pilotopara Minusválidos y en 1970 la Asociación de Equitación de DisminuidosNorte-Americana.

 

            La terapia “con” y”encima” del caballo ha entrado pues en la medicina aplicativa.

 

            “Equitación Terapéutica”es un termino muy amplio que se utiliza para describir métodos de tratamientopara personas con discapacidades, basados en la consecución de metas tales comoel control de la montura a través de la recuperación, total o parcial de lossistemas nervioso, muscular, osteo-articular, etc.

 

            En la “Hipoterapia” sinembargo, el jinete está mas influenciado por la montura, que ésta por elcontrol de aquél.

 

            La posibilidad de transición de laequitación terapéutica a la deportiva se ha mostrado como un camino muy útil enla rehabilitación, por posibilitar la ilusión de poder alcanzar una meta muyimportante, que es el demostrarse a sí mismo la propia capacidad de podercompetir, o por lo menos compartir una afición con los demás. Sobrepasando la”Equitación” a las demás actividades rehabilitadoras, tanto en sufaceta deportiva (como rehabilitación de minusválidos físicos), como en sufaceta pedagógica (como rehabilitación de minusválidos psíquicos o niñosinadaptados).

 

            Pero en el ambiente de los diversoscírculos de trabajo sobre la terapia con el caballo, flotan dos cuestionesfundamentales;


 


Desde el punto de vista médico:

las referentes a lasindicaciones y contraindicaciones de la equitación terapéutica para lasdistintas afecciones.


 


Desde el punto de vista hipológico:

la exigencia dedeterminadas características en los caballos a utilizar y las posibilidades dedoma para su formación e instrucción, en definitiva para su adiestramiento.

 

            También es importante delimitar lasfronteras entre la equitación terapéutica y la equitación deportiva paradisminuidos, pues tanto los fundamentos como las personas que intervienen sonpor esencia diferentes.

 

            En la primera, la equitaciónterapéutica, intervienen técnicos o expertos en fisioterapia (fisioterapéutas),con la misión de alcanzar metas terapéuticas en los campos del control motor,del habla y del lenguaje.

 

            En la segunda, la equitacióndeportiva para disminuidos, intervienen técnicos o expertos en equitación(educadores y profesores de monta y doma), con la misión de alcanzar metas deintegración social, como terapia reaccional en los pacientes discapacitados.

 

            Además se puede dar como buenresultado o éxito añadido a la equitación terapéutica, el que un pacientemejorado de sus afecciones crónicas esté tan preparado que se le abra laposibilidad de desarrollarlo como actividad deportiva.

 

            La equitación terapéutica abarca unsin fin de actividades que se encuentran imbricadas y enlazadas entre sí desdetres campos aparentemente diferentes.

 

            Desde el punto de vista médico: hayque comprender la interrelación entre la equitación terapéutica y laHipoterapia.

 

            Desde el punto de vista hipológico:la relación entre la rehabilitación, de enfermos disminuidos, mediante laequitación  y la equitación comodeporte.

 

            Y desde el punto de vistapsico-pedagógico: la relación entre la terapia pedagógica durante el cuidado ymanejo del animal y la terapia pedagógica durante el transcurso de laequitación (volteo).

 

            El término Hipoterapia lomanejamos en el sentido etimológico, considerando al caballo como medio paraconseguir la mejoría o curación de estados patológicos desde el punto de vistamédico.

 

            Si queremos utilizar al caballo comoelemento terapéutico hemos de plantearnos una cuestión primordial y es lapregunta:
)
En que manera nos puedeayudar el noble bruto en nuestra tarea?

 

            Laterapia con y sobre el caballo en movimiento presenta dos dimensionesesenciales:

 


Una Somática

, con influencia específica principalmente sobreespasticidades, ataxias, problemas de columna vertebral, pelvis y piel.

 


Otra Psicológica

, con repercusión psicoterapéutica a nivel decambios positivos de humor, aumento de la ilusión en la recuperación yconsecución de nuevas experiencias emocionales con el compañero de trabajo y defatigas; “el animal”.

 

            Esta ayuda que nos oferta el caballose presenta de múltiples formas; pues no solo se aprovecharán los factorespsicológicos que influyen en gran medida y tienen una significación nadadesdeñable, sino también unos importantísimos factores somáticos como puede serla influencia de los movimientos, “PASOS”, del caballo, sobre laanatomía y fisiología del paciente ecuestre desde todos los puntos de vista:Desde la acción sobre el aparato locomotor en sus elementos de soporte como sonla pelvis, columna vertebral, etc, o sus elementos móviles, como son lasarticulaciones, músculos, tendones, etc. Hasta los efectos sobre los órganosinternos: sistema cardio-circulatorio, digestivo, etc.

 

            Los movimientos del dorso delcaballo, que en todos y cada uno de los estilos de marchas se transmiten alcuerpo del jinete tienen grandes y múltiples efectos, primordialmenteliberatorios, relajantes, así como estimulantes de la circulación sanguínea.

 

            Bajo HIPOTERAPIA entendemospredominantemente la forma pasiva de la equitación terapéutica.

 

            El paciente se encuentra sentadosobre el caballo y se adapta al balanceo del dorso de su montura ya esté éstaparada, vaya al paso llevada de la mano, con rienda larga o con la cuerda.

 

            En definitiva se utiliza al caballoexclusivamente como un aparato vivo de terapia gimnástica.

 

            El único condicionante es que elcaballo ha de ser un animal perfectamente adiestrado en estos menesteres, conpaso largo y tranquilo y que su dorso se deje sentar cómodamente, que susmovimientos sean de balanceo suave y no de impulsión violenta con proyección.

 

            En términos ecuestres, el caballodeberá ser mantenido en forma con sesiones reiteradas de doma. Teniendo unaimportancia fundamental el temperamento del animal, el cual ha de ser apacibley de buen carácter.

 

            Al transmitirse las oscilaciones deldorso del animal a la pelvis y tronco del paciente, éste ha de adaptarse demanera pasiva a los movimientos de balanceo con lo cual su musculatura entra deuna manera alternativa en fases de contracción y relajación desde el punto devista de la dinámica muscular.

 

            Simultáneamente se desarrollan losreflejos propioceptivos, posturales y del equilibrio así como la coordinaciónde los movimientos.

 

            Mediante filmaciones científicas seha podido comprobar como se transmite del caballo al paciente el ritmo deoscilación tridimensional.

 

            Obligando al mismo a coordinar losmovimientos de ascenso y descenso corporal con los de basculación pélvica,simultaneándolos con los de rotación alternativa hacia ambos lados.

 

            El desarrollo rítmico, regular ysimétrico de estas oscilaciones es el responsable último y el que hace posibleconseguir y dominar dicha coordinación, propiciando una relajación de lascontracturas musculares y una liberación de los segmentos móviles de la columnavertebral.

 

            Se pueden conseguir de esta maneraefectos beneficiosos que sería imposible alcanzar con otros métodos o aparatosfisioterapéuticos.

 

            Importantísimo para la consecuciónde los efectos oscilatorios es la actitud lo mas pasiva posible del paciente.

 

            Mediante estas oscilacionesproducidas durante el paso del caballo se transmite al paciente un modelo quepuede corresponderse con la fisiología de la marcha del hombre.

 

            Personas afectadas de Polio conparálisis unilateral podemos desarrollar de esta manera la percepción de lo quees la marcha simétrica, lo cual es sumamente importante para el auto-estudiocomparativo, de manera subconsciente, de nuestras propias asimetrías y marchaparalítica.

 

            La hipoterapia se ha de deslindarperfectamente de todo lo que tenga que ver con la equitación activa comotratamiento.

 

            Pues se basa en una terapéutica queutiliza la gimnástica funcional como medio curativo, en el que se utiliza alcaballo como un aparato de ejercicios que tiene vida propia.


 


EJEMPLOS DE UTILIZACIÓN DE LA HIPOTERAPIA

 

            Para hacer evidente la aplicacióndel caballo en la hipoterapia vamos a mencionar algunos ejemplos en los que lamisma está indicada en determinadas patologías.

 

            Como indicación mas frecuentementereseñada en la bibliografía y con la que se obtienen resultados positivos masevidentes, están los efectos que se ejercen sobre la incoordinación motoradebida a la Parálisis Cerebral Infantil en sus mas variadas formas o estadios.

 

            El primer escalón, el mas elemental,para la rehabilitación de estos niños con Parálisis Cerebral, es laHipoterapia, especialmente en pacientes gravemente afectados desde el punto devista motor y generalmente condenados a una silla de ruedas por lascontracturas y espasticidades musculares, que pueden llegar a impedir en estosenfermos la marcha, e incluso el lenguaje, puesto que su cuadro se sueleacompañar de mala capacidad de coordinación, alteraciones en el equilibrio,reflejos tónicos añadidos y una deficiente orientación espacial.

 

            Metas importantes, por lo tanto, aalcanzar por esta terapia son:

*         la normalización de los modeloserróneos de movimientos;

*          el encauzamiento y reconducción de losverdaderos modelos de motilidad;

*          y laliberación de las contracturas y espasmos    musculares.

 

            Todoesto es lo que se consigue a través de la mejora del tono muscular, quebeneficia el control  cabeza – tronco,debido a la acción inhibidora de reflejos que parte del asiento en la montura,así como la disminución del espasmo de los aductores.

 

            Ademásla Hipoterapia está en la situación de propiciar reacciones posturales y deequilibrio y posibilitar un aprendizaje en la coordinación y orientaciónespacial. Permitiendo la posibilidad de modificar modelos motores patológicos yencauzarlos hacia modelos motores normales.

 

Otro ejemplo es la Esclerosis Múltiple:

 

            Esuna enfermedad neurológica todavía no vencida pero que responde muyfavorablemente a una Hipoterapia concienzudamente aplicada sobre los síntomasque con mayor frecuencia se presentan, como son; las parálisis espásticas, losmovimientos atáxicos y la fatigabilidad muscular.

 

            Porlo tanto las metas a alcanzar son: la anulación de las espasticidades, elaprendizaje para mantener el equilibrio sobre la montura y la relajación ymejora de la irrigación de la musculatura abdominal y del tronco.

 

La Lumbalgia:

            “Lalumbalgia es una enfermedad relativamente leve, sin embargo se puede considerarcomo una patología invalidante pues a sus fuertes dolores añade mas o menosintensas limitaciones motoras, encontrándose afectada la parte distal de lacolumna; vértebras lumbares, sacro y su correspondiente musculatura”.

 

            Elpaciente tiene dificultades para levantarse y una vez en la bipedestación supostura está incurvada hacia delante y sus movimientos de deambulación semuestran agarrotados.

 

            Siempreque no se deba a una patología discal, descartable perfectamente mediante lastécnicas de diagnóstico por la imagen (RX, Scanner, Resonancia Magnética,etc.), se tratará de contracturas del componente muscular, debidas a frío, odistensiones del componente ligamentoso por cambios posturales o movimientosbruscos, e incluso a problemas inflamatorios y de desgaste de las pequeñasarticulaciones intervertebrales o “espondilitis”, que conducen a larigidez de la columna y a la contractura de sus músculos propios.

 

            Enlos casos rebeldes al tratamiento médico, la Hipoterapia se debe establecer acontinuación del tratamiento con relajantes musculares, que se administraránpara cortar la fase aguda y que permiten establecer la Hipoterapia: con el finde influir sobre las articulaciones vertebrales de manera suave y buscando unefecto movilizante y liberador de las mismas. Esto se consigue colocando alpaciente sobre un caballo que se lleve al paso sujeto por la cuerda,permitiendo que las oscilaciones y balanceo de la columna del équido setransmitan a la columna del paciente ejerciendo una acción liberadora de lascontracturas reflejas y una movilización suave de las pequeñas articulacionesintervertebrales. Esta acción y el calor que comunica la montura propiciantambién una mejora de la irrigación sanguínea de la zona.

 


E

streñimiento Crónico:

            Otroejemplo de la eficacia de la hipoterapia, es su utilización en los casos deConstipación donde los movimientos oscilatorios rítmicos del lomo del caballose transmiten a los órganos pelvianos y abdominales, especialmente alintestino, provocando un estímulo de los movimientos oscilantes pendulares asícomo de los movimientos peristálticos, responsables del progreso del contenido intestinal.

 

            Loanterior, reforzado con la mejora del tono de los músculos abdominales,ejercicios de respiración diafragmática y cambios en los hábitos alimentariosnos permiten tratar tanto los casos de atonía como los espásticos.

 

Después de estaeve reseña de las poslidades dela HIPOTERAPIA pasemos a revisar las de la EQUITACIÓN TERAPÉUTICA:

 

            La Equitaciónterapéutica se basa en un tratamiento mediante ejercicios sobre el caballo.

 

            Elpaciente no se comporta como en la hipoterapia, de una manera pasiva sobre ellomo del caballo, sino que tiene que desarrollar una actividad programada,perfectamente dosificada y controlada, basada en ejercicios planificados entreel médico y el fisioterapeuta, supervisado por un profesor de equitación yasistido por ayudantes de campo.

 

            Estosejercicios con carácter fisioterápico dn ir dirigidos a la corrección decada uno de los premas específicos que presente el paciente y se puedenclasificar en ejercicios de Relajación, ejercicios de Estiramiento oDistensión y ejercicios de Fortalecimiento, a los que hay que añadirotros ejercicios de Equilibrio, Reacción, Coordinación y Confianza.

 

            Enun primer plano estarían los ejercicios de flexoextensión anteroposterior ylateral del tronco  y  de rotación en sus diversos segmentos, parafortalecer entre otros los músculos erectores del mismo, el control de losmúsculos aductores, el fortalecimiento de la cintura escapular, y los músculosabdominales y pélvicos, que son los que mantienen la estabilidad del coxal. Asícomo los ejercicios de fortalecimiento de las articulaciones de los tobillos.

 

            Tambiénson muy importantes los ejercicios respiratorios en coordinación con losmovimientos del tronco.

 

            Sería deseable que los ejercicios posturalesindicados para cada dolencia sean aprendidos previamente en el gimnasio: ya seaen el banco, la colchoneta o ante el espejo, para después ser ejercitados sobreel caballo, primero parado y mas tarde en movimiento, llevado de la cuerda porel profesor y acompañado por el fisioterapeuta que le irá dando lasindicaciones oportunas para cada ejercicio y los ayudantes de campo que sesituarán a cada lado del caballo para mayor estabilidad y seguridad del jinete.

 

            Sepuede aparejar el caballo con una manta de piel de borrego y una cincha devolteo con asideros especiales, o preferible una montura muy versátil,especialmente diseñada para estos menesteres y que permite una mayorestabilidad del asiento del paciente.

            Cuandola terapia se realiza en espacios cubiertos y como medida de seguridad extremase puede fijar el paciente mediante un cinturón de seguridad al techo de lasala, de manera que si el caballo sufriera algún percance y derribara, elpaciente quedaría suspendido, evitando el accidente.


 


INDICACIONES Y CONTRAINDICACIONES DE LA EQUITACIÓNTERAPÉUTICA

 

            Comolas contraindicaciones son pocas y muy específicas las enumeraremos ytrataremos primero para a continuación dedicar el resto del tiempo a lasindicaciones, que es el “Leit Motiv” de nuestra exposición.

 

            Esimportante ser conscientes de las limitaciones que supone, para la realizaciónde todo ejercicio físico, el padecimiento de procesos que no por obvio podemosdejar de mencionar.

 

            Estascontraindicaciones se dan preferentemente en los apartados de ortopedia ytraumatología, donde son inconvenientes la osteoporosis, la osteocondrosishiperostótica y espondilosis deformante. La espondilolistesis, sobre todo enfase aguda dolorosa. Los procesos inflamatorios agudos de grupos musculares paravertebrales.La protrusión o prolapso de disco intervertebral. Y las luxacionescoxofemorales.

 

            Dentrodel campo de la medicina interna son los procesos cardiovasculares,principalmente esclerosis coronaria con angina de pecho grave, los que mayorimpedimentos presentan para la aplicación de esta terapia, así como losprocesos inflamatorios agudos, sobre todo de los órganos intraabdominales ypreferentemente pelvianos como son la pielonefritis, cistitis y prostatitis.

 


 


INDICACIONES

 


P

arálisis Ceral Infantil

 

            Yahemos visto en el capítulo anterior que en los casos graves de ParálisisCerebral Infantil está indicada la rehabilitación por medio de la Hipoterapiapero sin embargo existen casos leves en los cuales a simple vista no seaprecian trastornos motores, los cuales solo hacen acto de presencia anterequerimientos de sobreesfuerzos.

 

            Lospacientes con parálisis de grado medio generalmente pueden mantenerse sentadosy tienen capacidad de marcha, aunque restringida, pero presentan reflejostónicos y trastornos del equilibrio. En ellos esta disminuida la motricidadfina, así como el control cabeza – tronco. La rotación axial y la orientaciónespacial también dejan algo que desear.

 

            Porlo tanto serán metas a alcanzar a través de la equitación terapéutica; fomentarla mejora del tono muscular, de los reflejos del equilibrio y elaprendizaje  y control de losmovimientos finos y su coordinación, para poderlos utilizar como ayudas en elcontrol de la montura tanto con mandos directos corporales como a través de lasriendas. Por otro lado se tenderá a eliminar o por lo menos a minimizar losproblemas de concentración, la inseguridad en el asiento y la postura sobre elcaballo.

 

            Eltratamiento se deberá desarrollar durante dos a tres sesiones semanales de dieza treinta minutos de duración.

 

            Através de la equitación terapéutica se despierta en estos pacientes una fuertemotivación y a través de los sentimientos de superación pueden alcanzar cuotasaltas de autosatisfacción lo cual es de suma importancia para el desarrollo desu alterada personalidad.

 

            Todosestos factores psicológicos, que se potencian mediante la equitaciónterapéutica, influyen de manera correctora en los frecuentes trastornos decomportamiento, rompen el aislamiento en el que se encuentra el niño y permitenel aprendizaje de las reglas de juego sociales durante el trato y manejo delcaballo.

 

En las Paraplejias

 

            Segúnel estado general y el grado de parálisis, pueden incluirse dentro del programade rehabilitación general de estos pacientes la Hipoterapia al principio, ydespués la Equitación Terapéutica, y sus metas serán: Refuerzo de las funcionescardiocirculatorias y respiratorias, mejorando la circulación y el metabolismocelular de las zonas afectadas (generalmente las piernas), fortalecimiento delos músculos sanos y mejora de la función compensatoria de los mismos, así comoaprendizaje de la coordinación de movimientos y del equilibrio.

 

            Muyimportantes, positivos y a tener en cuenta son los aspectos psicológicos deesta terapia que pueden influir de manera definitiva en la recuperación deestos pacientes tan proclives a las reacciones depresivas.

 

            Precauciónespecial se tendrá sobre la posible aparición de úlceras por decúbito en laszonas privadas de sensibilidad.

 

            Comprenderemospues que preferentemente se tendrán en consideración para dicha terapéutica lospacientes con parálisis parciales a los cuales se colocará sobre el caballo conuna silla de montar especialmente cómoda y en sesiones dos veces por semana deunos diez a quince minutos, primero sin estribos y mas tarde con estribos yconducido el caballo con la cuerda.

 

En las Deformaciones posturales:

            Hoyen día los médicos escolares denuncian la aparición demasiado frecuente, ya enla época juvenil, de una serie de deformaciones en la columna vertebral comofruto de la vida sedentaria.

 

            Viciosposturales por las largas horas de permanecer sentados en el colegio, ante latelevisión o ante el ordenador. Espaldas cargadas por el peso de las carterasrepletas de libros que han de portar diariamente de casa al colegio y delcolegio a casa.  Todas las mencionadasdeformaciones tienen como causa originaria fundamental la atrofia muscular porinactividad siendo alarmantemente frecuentes las cifosis y escoliosisjuveniles.

 

            Tampocoson infrecuentes las alteraciones degenerativas y de desgaste, precoces, de lacolumna vertebral con sus limitaciones funcionales debidas al dolor y causadaspor sobrecarga o mala distribución del peso.

 

            Lostratamientos fisioterápicos y de recuperación habituales para estas dolenciastienen, en la equitación terapéutica, un complemento eficacísimo y motivador.Pues la misma está en condiciones de fortalecer de manera muy eficaz todo elconjunto de músculos erectores del tronco debido a la posición inicial de apoyode las tuberosidades isquiáticas sobre la silla de montar, que permiten que lapélvis, al formar una unidad funcional con la montura, transmita las fuerzas atodos los segmentos de la columna, desde las vértebras lumbares hasta lascervicales, de una manera mucho mas eficaz que a partir de la posición inicialde cualquier otro ejercicio de terapia postural.

 

            Otraventaja para la estática de la postura corporal estriba en los ejercicios parala percepción de la simetría funcional de los músculos y tendones que actúansobre las articulaciones del tronco. Alcanzando de esta manera un perfecto yarmónico desarrollo de ambas mitades del cuerpo.

            Enla equitación terapéutica, aconsejada para estas dolencias, se pueden utilizartodos los tipos de pasos y marchas del caballo, paso, trote o galope, según elgrado de aprendizaje y la situación individual de cada paciente y las sesionesdeberían ser diarias preferentemente o al menos dos veces por semana y detreinta minutos de duración. Utilizando una silla de montar versátil, con asasy estribos especialmente diseñados.

 

            Comohemos visto, aunque de una manera muy sucinta, el caballo ha encontrado susitio como colaborador dentro del campo de la terapéutica rehabilitadora parael hombre y su misión es muy importante, por lo que podríamos continuarenumerando un sinfín de aplicaciones, pero en aras de la brevedad y por noabrumar al auditorio prolongando mi disertación, para concluir quiero decirque:

 

            Porpropia experiencia puedo afirmar:

 

            Quela sensación de tortura, que significa la repetición monótona, a veces dolorosay siempre fatigante de los ejercicios gimnásticos, durante las interminablessesiones de rehabilitación, desaparece en un niño, ante el hecho de entablaruna profunda relación de amistad con un compañero de fatigas como es un hermosocaballo.

 

            Haciéndoseinterminables, yo diría que eternos, los días de espera entre una sesión yotra.

 

            Quierorendir, pues, desde aquí un emotivo homenaje a tan noble y bello animal.