La era ecológica, incidencia social y biológica


LA ERAECOLOGICA REPERCUSIONES: SOCIAL,


BIOLÓGICAY EDUCATIVA.

 

Excmo. Sr.D. FelixPérez y Pérez

Académico de Número

Octubre de 1998

 

 

Condemasiada rapidez, desde el punto de vista filosófico, hemos pasado del sigloXIX denominado ?siglo de la conciencia y de lo definitivo, del conocimientosoberano de las cosas?, en que el hombre pretendía analizar la causalidad demultitud de procesos aplicando el avance científico de las nuevas tecnologías,de acuerdo con los planteamientos de ALBERTO RAN, al siglo XX. No se hacumplido este objetivo en gran parte, sino que diferentes hipótesis, doctrinas,etc., que se consideran como definitivas en lo político, social, económico,cultural e incluso religioso, no han superado el análisis crítico y han quedadoen simples hipótesis de trabajo para nuevos planteamientos. Con estaperspectiva de duda, inquietud e inseguridad hemos pasado al siglo XX cuyosaspectos se reflejan en el hombre (especialmente en la juventud).

 

Elsiglo XX, caracterizado por un singular desarrollo industrial, nos ha conducidoa cotas de enorme desarrollo en los aspectos físico, psíquico, mental eintelectual (calidad de vida, etc.) para situarnos en la Era Ecológica.

 

LaHistoria no es un episodio, sino un conjunto de procesos que se suceden interpretadospor el hombre a través del tiempo y el espacio pero con un condicionanteimportante ?como diría ORTEGA Y GASSET- ?la circunstancia?. La Era Ecológica aque nos referimos se caracteriza por una singular sensibilidad del hombre, nosolamente respecto a las modificaciones de los equilibrios biológicos en losecosistemas terrestre, acuático y aéreo ?consecuencias por las que han surgidonuevas enfermedades (ecopatologías)- sino por la perspectiva sombría respecto ala habitabilidad del Planeta Tierra.

 



A laindustria, como motor de desarrollo, no se le puede discutir el efectopositivo. Al desarrollo que se le a definido como ?la filosofía más interesantedel siglo en que vivimos? es una condición que necesita el propio ser humanopara conseguir su propia realización, la familia, el Estado y los gobiernos.Debe ser el Estado quien debe conducir el desarrollo y los gobiernosresponsabilizarse del referido desarrollo.

 

Laindustria como factor de contaminación y deterioro de la calidad ambientalactúa negativamente. La ecuación de Erlich se expresaría así: desarrolloindustrial = incremento de puestos de trabajo, calidad de vida, desarrollobiológico, mayores cotas de bienestar (confort), etc., y, de otra parte (factornegativo): desarrollo industrial = contaminación, deterioro de los equilibriosbiológicos, aparición de nuevas ecopatologías conducentes a situacionesamenazantes respecto a la habitabilidad del Planeta.

 

ElGénesis nos dice: ?el hombre fue situado en la Naturaleza que era un jardínmaravilloso, lleno de armonía, belleza, bienestar, espíritu de adoración, paraque aquél encontrase su propia realización a fin de alcanzar el bien eterno?.Sin embargo, el ser humano no ha hecho adecuado uso de estas posibilidades y haconvertido ese ?jardín maravilloso? ?donación de la Divinidad- en un desiertoque avanza lentamente. El hombre primitivo no constituía, en modo alguno,factor de deterioro para el medio ambiente ?todo era abundante y a sudisposición-. Se ha dicho que el paso del mismo por los ecosistemas no era máslesivo que la zarpa del tigre o los colmillos del mamut; tal era la situaciónde prosperidad y de perfecto reciclaje en los equilibrios de la Naturaleza.Como indica KANT: el mayor problema del hombre moderno es saber cómo ocupaadecuadamente su lugar en la Creación, ya que sin duda ha equivocado su rumbo yse ha convertido (no en un conservador sino en agresor del ?jardín maravilloso?al que antes nos referimos), siendo ésta la gran responsabilidad del hombre alfinal del segundo milenio. No basta con dominar la Tierra ?tarea en la quetodavía se encuentran empeñados muchos países subdesarrollados-, sino que hayque GUARDARLA Y CULTIVARLA (Génesis 2, 16).

 

En elmomento actual son pocos los países subdesarrollados que se ocupan delmantenimiento y conservación de la Naturaleza, dejando de cumplir elMandamiento Divino ?multiplicaos y dominad sobre la Tierra?; olvidando que estaindicación conlleva a la conservación de los elementos fundamentales que han deservir para que el hombre del futuro pueda seguir desarrollándose sobre estesoporte maravilloso de la vida que es la biosfera. El Club de Roma señala laimportancia de los derechos del hombre del futuro que están seriamenteamenazados.


           

Antesdel Renacimiento el hombre todavía ?próximo soplo de la Divinidad- actuaba deacuerdo con la Filosofía Teocentrista: ?Dios por encima de todo, todas lasventuras y desventuras provenían de la Divinidad (premio o castigo). A partirdel Renacimiento (Siglo XV) el hombre renacentista se mira a sí mismo, mide larealidad de las cosas, saca sus conclusiones y comienza a valorar su capacidadrealizadora; empieza así un periodo de ?liberación- en el que evidentemente lasociedad humana encuentra la vía del progreso. En virtud de un singulardesarrollo mental e intelectual, el hombre se erige como centro ?medida detodas las cosas- apareciendo así el antropocentrismo, a partir del cual seproduce un desarrollo notable de las cosas. El desarrollo avanzavertiginosamente para introducirnos en la sociedad industrial.

 

Elbiólogo y filósofo SWAISSER añade: ?vivimos en una granja alquilada para llevara cabo nuestra realización a través del corto ciclo vital que nos corresponde?.Sólo tenemos derecho al disfrute y utilización de los medios a  nuestro alcance con obligación de dejar lascosas como estaban, para que las generaciones futuras puedan utilizarlos parael mismo fin (su realización). Es cierto, que se ha llegado a una situación de?non retur? en la que tenemos que seguir adelante con valentía, a base de privaciones,limitaciones y comprensión, lo cual significa una mentalidad nueva quesolamente arranca de una base educativa especial para vivir en la Era Ecológicacon que la historia nos ha sorprendido?.

 



Losacontecimientos han sido realmente llamativos en los últimos años. La historiamoderna -nuestra historia- se puede dividir en un antes y un después deHiroshima, así como también puede hablarse de un antes y un después deChernobyl, sólo por citar algunos desastres medioambientales producidos por latecnología (antropogénicos), del ser humano. Urge un cambio de mentalidad, talcomo señalaba en la Cátedra ?Félix Rodríguez de la Fuente? el Profesor  ROF CARBALLO ?recientemente fallecido-: ?Elhombre que vive en países desarrollados ?casi siempre bajo el signo de unEstado de Derecho-, puede estar expuesto a acatar las leyes ?y así lo debehacer-, existe el Derecho ecológico, la tipificación de estos delitos, etc. Sinembargo en el subconsciente del mismo existe un espíritu de subversión, dereacción frente a unas tendencias que no se expresan. Es necesario, desde elpunto de vista de la conducta ambiental, que con la mayor urgencia se ponga enmarcha un sistema educativo que al niño, al adolescente, al joven, le inculqueideas de sensibilidad para hacerse cargo de su posición ?justa- respecto a lavida en el Planeta Tierra, actitud que en este momento se está considerando.Hace falta un sistema educativo que desde un marco legal eficiente se preocupede la formación para vivir en la Era Ecológica, tal como se está produciendo?quizá demasiado tarde- ya que es evidente que nuestra generación no tuvo esaoportunidad y que la educación ecológica no la hemos sabido por tanto inculcara la juventud actual?.

 

Sevislumbra ?como se ha dicho en el Club de Roma- un nuevo Renacimiento quedejará muy atrás el concepto de que Europa es el ?ombligo del mundo? ?centrodel Planeta- (Filosofía del centroeuropeismo) que, si efectivamente tuvo unagran vigencia en el descubrimiento, colonización, desarrollo científico ytécnico, génesis de filosofías políticas, etc., sin embargo en este momentotodos estamos ?acorralados por la crisis ecológica y nadie es más que nadie?.El problema nos afecta por igual y cualquier solución ?venga de donde venga-será buena. Se señala que existe una sociedad moderna, un evidente renacimientoindividual, el joven se subleva contra el entorno social buscando solucionesparticulares que, en suma, nos podrían conducir a este Renacimiento deseado. Elinsigne sociólogo, catedrático de la Universidad Complutense, Profesor AMANDORODRÍGUEZ DE MIGUEL, puso de manifiesto en una encuesta llevada a cabo sobre lajuventud universitaria tres condiciones dignas de mención: el joven cada díasiente menos interés por la patria (es menos patriota), manifiesta un gran sentidode individualismo (como si no quisiera contar con la sociedad para seguiradelante) con unas tendencias filosóficas que le destacan en esta dirección y,por último acusa una marcada tendencia ecologista, reaccionando positivamenteante l a preocupación acongojante en que nos sume la ?era ecológica?. Estaúltima observación está siendo punto de partida de la respuesta ?positivareacción- que se acusa en este momento principalmente en la sociedad de lospaíses desarrollados.

 



Aunquetodo esto parezca utópico, RICARDO HOLSLAINE ha señalado con motivo delveinticinco aniversario de la fundación del Club de Roma que: ?no hay nada tanrealista como la utopía, pero para lograrla se requieren varios condicionantes:unidad de criterios, transparencia en los fines, tenacidad en el objetivo y?sobre todo- una gran reflexión y dedicación a este propósito. Sería deseableun renacimiento que dejando todo lo pasado comenzásemos a edificar sobre estaera ecológica cuya problemática tendremos que resolver?.

 

La EraEcológica apareció de una manera discreta por manifestaciones de sensibilidadhumana respecto a la contaminación del entorno a principios de los añoscuarenta. La filosofía expuesta por FÉLIX RODRÍGUEZ DE LA FUENTE contribuyó notablemente a elevar el nivel deesta sensibilidad, de él son las ideas (principios filosóficos): visión planetaria del medio ambiente, gastoecológico, educación ecológica para el hombre del futuro, etc.

 


Lavisión ecológica

se refiere a la contaminación ambiental no es episodio local, ni siera nacional, sino de carácteriversal (global);hoy pretendemos referirlo aa ?aldea ecológica? en el sentido de determinarlos efectos de la contaminación sobre todo el Planeta. El gasto ecológico,hace referencia a todos los viven en la Biosfera (parte habitable delPlaneta) son conidores generan determinado gasto , al noreciclarse y no reerar por tanto el gasto generado por los mismos, dan comoretado efecto aativo deselibrador sobre los referidosecosistemas. Por lo se refiere a la educación ecológica postulabauna nueva ética de convivencia con la Naturaleza. Un cambio radical de conductareferido a la educación: hombre + educación = persona. Es necesario (decíaFÉLIX RODRÍGUEZ DE LA FUENTE) que el hombre se convierta en persona con elnivel de responsabilidad adecuado para el mantenimiento de los equilibriosbiológicos ?perspectiva vital indefinida para el Planeta Tierra-.

 



Lasprimeras manifestaciones llamativas (grado de sensibilidad) respecto a lacontaminación medioambiental tienen lugar en el año  1948 mediante protestas más o menos aisladas que perfilaban elnacimiento de una nueva manera de pensar (filosofía ecologista). Veinte añosdespués  (1968), el esiante phrey?líder de los esiantes progresistasiversitarios de los Estados Unidos-lidera en laiversidad de Berkeley el incidente de resonancia mundialconsiste en quemar en la plaza pública los aparatos más sofisticados generadospor la moderna industria (automóviles, televisores, refrigeradores,ordenadores, etc.) como protesta al desarrollo industrial, contaminante delentorno ecológico. Esta fue la primera reacción con que los jóvenes de nuestraépoca sorprenden a la política mundial. Su resultado fue muy estimulante(preocupante) en el ámbito de Naciones Unidas que, de inmediato, procede a lacreación de la Secretaría Mundial del Medio Ambiente (punto de partida de lapolítica ecológica de nuestros días). Esta estructura se difundió por lospaíses desarrollados y las referidas Secretarías han alcanzado en el momentoactual la condición de Ministerios de Medio Ambiente y Gobernación delTerritorio, etc. Es curioso que el episodio anteriormente señalado ocurrieseprecisamente en los estados Unidos, país que significa el 6% respecto a lapoblación mundial y, sin embargo, consume más del 60% de la energía producidaen el Planeta.

 

Haceunos años (cuando se derribó el muro de Berlín) pensábamos que se tratabasimplemente de una columna horizontal que separaba la pobreza y la riqueza. Apartir de ese momento, nos hemos dado cuenta que existen grandes áreas, Norte ySur, bien diferentes, así como entre el Este y el Oeste. Los hombres del Norteque viven en países desarrollados progresistas, capitalistas y altamenteindustrializados, reteniendo la técnica para su proprio desarrollo y contandocon medios materiales para avanzar en el mismo, se plantean como propósitoincrementar su calidad de vida. Mientras, los países del Sur, como señalaENRIQUE IGLESIAS ?Director del BID (Banco Interamericano de Desarrollo)-,pobres y abatidos, con materia prima abundante pero sin capital ni tecnologíapara el desarrollo, solamente aspiran a vivir ?sobrevivir-. Es estascondiciones, la Paz es muy difícil de lograr. Tal como diría el PresidenteGORVACHOV en una jornada memorable de la Secretaría de las Naciones Unidas:?Solamente conseguiremos la PAZ si resolvemos el problema de la contaminaciónambiental (el deterioro de los equilibrios biológicos del Planeta), controlamosy ordenamos el desarrollo del armamento?. En la actualidad. La PAZ, sólo esposible con la justicia, la equidad y el respeto al ?medio ambiente?.

 

            Respecto al desarrollo intrial,BOSQUET señala: ?ndo la intria era ciertos niveles de desarrollo seconvierte en factor negativo para la anidad?. El desarrollo se plantea enestos casos como propósito, generalmente, incrementar el rendimiento delcapital, sin darse cuenta de que una peseta ganada en el mismo puedesignificar millones de pérdida en orden al mantenimiento de los equilibriosbiológicos (gasto ecológico y deterioro), cuya responsabilidad es muyproblemática. PHILLIPE SAINT MARC expresa lo siguiente: ?durante mucho tiempohemos creído que la tierra poseía bienes gratuitos, inagotables y eternos y,sin embargo, el desarrollo nos ha demostrado que esto no es así, que vivimos enun Planeta redondo limitado por sus propios perfiles, donde todo estácuantificado (finito)?. ?Tenemos una justa cantidad de agua, de aire (oxígeno,etc.) para vivir y nada se crea ni se destruye sino que sólo se transforma (E.MARAGAS). Vivimos en un espacio limitado y sólo recibimos influjos importantesdel medio exterior a través de la luz solar?. En la actualidad, el movimiento?garimpeiro? ?grupo de hombres que luchan contra la selva para conseguirespacios para asentamientos agrícolas y ganaderos- su eslogan es ?hombres sintierra para tierra sin hombres?. El gobierno brasileño lucha contra estatremenda realidad ?todo es difícil-. La tierra deforestada y cultivada quedadespués abandonada. La luz ultravioleta quema los suelos que se conviertenfinalmente en lateritas (tierra infertil e incultivable). Las incursiones noson sólo de los garimpeiros, sino también de mineros ?buscadores de oro- quetratan las tierras con mercurio para extraer ese precioso metal. El mal uso delmercurio contamina los ríos, fuentes, creando problemas graves para la saludpública y animal.

 

Latierra es como una nave espacial (NET) que flota en el espacio y la vida en lamisma es posible si existe un perfecto reciclaje, es decir reconversión de logastado e incorporación al medio natural (energía); en estas condiciones(reciclaje perfecto) la Tierra podría tener la misma coeternidad que elCreador, pero el efecto del hombre ha perturbado el reciclaje mediante laindiferencia (contaminación del medio ambiente) situándonos en una posición muydelicada.

 

Haceunos años escribió el inminente físico de la NASA, Doctor HERDENHOS, que laTierra ?hoy denominada Gaia en vez de Gea, como correspondería a la denominacióngriega- es un ser vivo. La Gaia es un gran monstruo que vive flotando en eléter (enorme nave espacial), posee su columna vertebral en la Litosfera, unsistema respiratorio representado por la Atmósfera y el circulatorio por laHidrosfera. Se trata por tanto de un gran elemento vivo en cuya piel(epidermis) hasta los 50 km. de altura es posible la vida (Biosfera, partehabitable).

 



LaGaia es capaz de responder cuando la vida se encuentra en situaciones deamenaza y permite la supervivencia. En circunstancias en que las temperaturasse elevan, tiene lugar la fusión de los hielos en los polos para recuperar losniveles de agua o, cuando disminuye la cantidad de oxígeno, se incrementa laforesta para que mediante la función clorofílica se genere la cantidad deoxígeno necesario para los seres vivos. Esta misma foresta convierte el bióxidode carbono en principios inmediatos (nutrientes para la propia vida vegetal),así como en tampones para estabilizar la condición biológica de las aguas dandolugar a carbonatos (bases alcalinas), circunstancia que permite que el pH deesas aguas se mantenga dentro de los limites normales para la viabilidad de lasespecies acuáticas (ecosistema acuático).

 

Setrata de una interpretación fantástica (que merecía ser cierta). La Tierraprotegida por las Diosas Titea, Ceres y Cibeles que están contrariadas puestoque el hombre (ser diminuto, inteligente) está llevando a cabo una serie deacciones que comprometen la vida sobre la Gea. Sin embargo, es maravillosopensar que el hombre ha escapado, en virtud de sus conocimientos ?aunquerudimentarios en ecología- de las bajas temperaturas (época glaciar), de laintoxicación por bióxido de carbono en la era volcánica, etc., y desafiando elmundo físico y encontrando situaciones de supervivencia, ha llegado hastanosotros.

 

Entodo caso, señala el eminente físico autor de esta filosofía: ?es urgentellamar la atención a ese hombre superdesarrollado de hoy, que merece todo tipode beneplácitos por su gran desarrollo y capacidad intelectual, a fin de quemodifique su actitud, dejando de luchar contra la Tierra de la que depende y ala que pertenece?.

 

Quizátenga razón LEONARDO WOOLF, profesor brasileño responsable de la ?Teoría de laLiberación? cuando dice: ?el hombre materialista de los países desarrolladossólo quiere una Naturaleza pobre, débil, sumisa, a su disposición; cuando loque tiene que pensar es que la naturaleza ahí está y ahí estará. Quien tieneque cambiar es él respeto a sus actitudes en orden a la misma. Urge poner en marchaun plan educativo, lo antes posible, que afecte a la familia, al niño, aladolescente, al joven y al hombre maduro para que inmediatamente rectifiqueunas actitudes desafortunadas de la sociedad moderna respecto a la Naturaleza.La vida no la hemos creado nosotros, simplemente somos un hilo del inmensoentretejido que integra la Biosfera; por tanto la Leyes de la vida ?de laNaturaleza- son antes que las del hombre deben ser respetadas?.



 

Nohace falta demasiada filosofía para darnos cuenta que un consumismo excesivopuede agotar las reservas del Planeta, creando condiciones de inhabitabilidad.Como diría CHARLES BIRD: ?caminamos en la trayectoria del Titanic frente a ungran iceberg, del que sólo se ve una parte (niveles de contaminación más omenos conocidos y posiblemente controlables), mientras que en la profundidaddel mismo se oculta precisamente los mayores problemas: planteamientossociales, económicos, políticos que dificultan un cambio radical que exigiríala nueva Etica para rectificar el camino de deterioro biológico que estamossiguiendo y que nos lleva irreversiblemente a la colisión con el temibleiceberg. La ética ecológica se refiere a la actuación razonable del hombre(comportamiento natural respecto al medio que nos rodea) y una moral ecológicaencaminada a planteamientos que afectan al bien común.

 

Laalternativa ecológica (movimiento ecologista) hoy nos ofrece, hay verlacon cierto optimismo, esa alternativa interesante, importante, deseable, sibien no hay condir a los ecólogos con los ecologistas se planteancomo meta conser el poder. dador MARCUSSE señala la filosofíabásica ecologista se debate entre la verdad y la utopía, utopía porqueparte de la necesidad ?muy difícil de alcanzar- de un cambio total dementalidad del ser humano respecto al concepto de propiedad (bienes patrimoniode la Humanidad o mejor dicho: bienes patrimonio del Planeta Tierra). Nada esnuestro, todo es de la Naturaleza, y de esta manera, habría que cambiar elconcepto básico de las instituciones actuales, del ahorro, así como un cambiodel sentido de la vida en la configuración futura de la Historia de laHumanidad.

 



Nuestrasociedad está preocupada por la pérdida de la calidad de vida. ¿Qué es lacalidad de vida? Desde el punto de vista económico sería sencillamente el nivelde confort y bienestar social que ofrecen las grandes ciudades, centrosindustriales que facilitan el desarrollo a través de la ocupación (puestos detrabajo). Los puestos de trabajo cada día son menores; el trabajo ha mejoradoya que han sido desalojadas de este quehacer las tareas más duras y penosas,mientras que por otra parte se ha incrementado el nivel de retribución. Lograve de este planteamiento es que no hay trabajo para todos. Las grandes ciudadestienen posibilidad de obtener puestos de trabajo con mayor facilidad (situar ala familia), pero sin embargo, se plantean serios problemas. Otra concepción decalidad de vida es la que se refiere al hecho comparativo entre la pureza delaire que respiramos, del agua que bebemos, de los alimentos ingeridos, delentorno rural y el urbano. La quietud, el silencio ?que es salud-, esto es loque nos ofrece la calidad de vida del medio rural. Existe otro concepto decalidad de vida que se refiere al bienestar que produce el trabajo ?susingresos- a quienes lo realizan.

 

Laalternativa es difícil, no podemos parar el desarrollo que sería tanto comolimitar las perspectivas del hombre, debemos de acompasar el mismo a una seriede condiciones (necesarias) en orden a la creación de una disciplina queentraña por supuesto la vida en la Era Ecológica en que vivimos. El singulargrado de sensibilización respecto al deterioro medioambiental nos ha conducidoa actitudes realmente plausibles por parte de las Naciones Unidas, tales comola convocatoria de la Cumbre de la Tierra en el año 1972, organizada bajo lassabias directrices del sociólogo y mecenas canadiense MAURICE STRONG. El debateen este evento fue amplio y profundo, las conclusiones aprobadas ?sin embargo-no se han cumplido y que se podrían condensar en el eslogan: ?actúa en local ypiensa en global?, es decir, ocúpate de la contaminación de tu entorno,territorio, nación, etc., pero piensa en global; vivimos en el mismo barco y laBiosfera no tiene fronteras. En este sentido se consiguieron resultados muyalentadores tales como la disminución de la contaminación ambiental endeterminadas ciudades, ríos, etc., todo parecía perfecto; sin embargo, desde elpunto de vista global fue un fracaso, ciertos países han tenido una actuaciónegoísta (han actuado dentro de sus fronteras) y, no obstante, han lanzado suscontaminantes más allá de las mismas: humo tóxico, residuos industriales,cementerios atómicos, que, en definitiva, van a parar directamente a laBiosfera ?parte habitable de la Tierra-.

 



Anteel fracaso de la Conferencia de Estocolmo, celebrada en la ciudad más limpiadel mundo y el fallo aplicativo de las conclusiones (se abusó de la retórica)ya que se hizo caso omiso de las mismas (incumplimiento), la ONU decide 20 añosdespués (1992) organizar la Conferencia de Río de Janeiro. En primer lugar,hubo un gran problema con relación al título de la misma que, en principio, sedenominó ?Conferencia sobre Medio Ambiente? y que posteriormente se cambio porel de ?Medio Ambiente y Desarrollo? a petición de países subdesarrollados,promotores de esta iniciativa, teniendo en cuenta que la referida Conferenciase iba a desarrollar en Río de Janeiro ?el país más rico en potencial ecológicodel mundo y sin embargo poseedor de grandes áreas de pobreza y depresión, asícomo de destrucción de la propia Naturaleza-. En todo caso, hay que convenirque la Conferencia de Río es la combinación de la privación del hombre por eldeterioro medioambiental y la aparición de nuevas noxologías (ecopatologías)que atentan la salud pública y animal. Fue un encuentro de máxima concurrencia(178 países, de los cuales 150 enviaron Presidentes de Gobierno o Jefes deEstado), pero al mismo tiempo se organizo una asamblea paralela ?Foro Global?  a 30 kilómetros (Flamingo) en la cual sealojaron miles de personas en 30 carpas que acogieron a los diferentesconcurrentes: Ecologistas, feministas, libres pensadores, etc., que endefinitiva representaban la réplica a la Conferencia Oficial respecto a losintereses de países pobres frente a los desarrollados, organizadores de estaCumbre.

 

Elevento comenzó con cierta acri al exponer los países desarrollados laresponsabilidad competía a los ricos por haber alcanzado nivel dedesarrollo sin permiso de los demás, generador de cono extraordinario deelementos biogenésicos son necesarios para el desarrollo contido y laampliación del propio desarrollo. A este respecto, el Presidente de BID selamentaba de la enorme diferencia existente ?cada día más acenda- entre lospaíses del Norte y los del llega a comprometer el mantenimiento de laPAZ dial, tan necesaria para la realización del ser ano necesitaticia (como diría el Profeta ISAIAS: ?la Paz y la ticia se abrazan paraconser abilidad?); sin embargo, hay añadir también la condición deEdad y, por otra parte tercer ingrediente importante es elrespeto al medio ambiente. Hoy no se puede alcanzar la Paz sin la Justicia,la Equidad y el respecto al Medio Ambiente.

 

ASPECTOS BIOLOGICOS

 



Nopodemos entender los ?aspectos biológicos? que se nos plantean en la EraEcológicas sin hacer referencia a la filosofía del Congreso de Río (1992). Enél se pasaron revista a los siete pecados ecológicos cometidos a consecuenciade la desordenada actuación del hombre respecto al desarrollo. El primero serefería al crecimiento demográfico, llegando a la conclusión de que laexplosión demográfica ?muy temida- plantease nuevos problemas; sin embargo, lasorpresa fue que el crecimiento esperado de un 3% solamente alcanzó el 1,7%, envirtud de una serie de hechos biológicos puestos en marcha más por la propiaNaturaleza que por la intencionalidad del ser humano.

 

La desarborizacióny la deforestación

 

Otropecado ecológico analizado seriamente en el referido Congreso ya que,precisamente Brasil, es el país con mayor riqueza biológica pero sin embargosumido en áreas de un marcado subdesarrollo. Desde el punto de vista biológico,hay que tener en cuenta que la selva brasileña junto con las del Amazonas,Orinoco, así como las de la India, Indonesia, Malasia y países africanos,representan un valor incalculable en orden al mantenimiento de los equilibriosbiológicos y la habitabilidad del Planeta. Baste pensar que 250 mil metroscúbicos de selva generan al año 19-20 toneladas de oxígeno, actuando, por otraparte, como fijador de partículas (17 toneladas de partículas atmosféricasaproximadamente). Los vegetales son los elementos vivos que garantizan la viabilidaddel Planeta mediante su función clorofílica, eliminando cantidadesconsiderables de oxígeno (efecto lumínico) mientras que durante la nochegeneran bióxido de carbono, elemento fundamental para la vida que llega adisolverse en los continentes acuáticos (carbonatos) determinando latamponización de las aguas y por tanto haciendo posible la vida en esteecosistema, fundamental para el desarrollo de muchísimas especies animales yconcretamente la humana.

Un hechoimpresionante a señalar es que en la sala principal de la Conferencia de Ríoestaba el ?reloj biológico? que señalaba que, cada segundo, nacen en el Planetade 6 a 8 niños, mientras que cada cinco minutos se pierde una hectárea detierra cultivable, es decir un deterioro total al año equivalente a lasuperficie de Portugal.

 


Ladeforestación

ocurrida en el continente europeo a consecuenciadel nacimiento de la era industrial arrasó multitud de hectáreas arborizadas enel siglo pasado; mientras que esta población forestal, integrada por árbolescaducifolios que quedan durante parte del año sin actividad biológica respectoa la producción de oxígeno, eliminación de carbono, etc., resultan elementosclaves para explicarnos nuestra crisis biológica.



 

Cambio climático

 

Esotro pecado ecológico generador no solamente de ecopatologías, sino deperturbaciones notables en el desarrollo de todos los seres vivos (reinovegetal y animal). Sobre este tema nos vamos a extender ya que realmente elcambio climático no es una circunstancia que podríamos definir como motivadapor el hombre (causalidad antropogénica), sino más bien provocada porsituaciones muy ajenas a la voluntad del mismo ?salvo determinadasexcepciones-.

 

Lluvia ácida

 

Esotro elemento fundamental a tener en cuenta. Se trata de la caída sobre la tierrade gotitas de material ácido, unido al agua, dando lugar a una especie delluvia denominada ?ácida? que, en muchas circunstancias, ni siquiera es lluvia,ni ácida, sino simplemente un fenómeno llamado ?Smog?; es decir, asociación deelementos tóxicos con humídicos que generan esta situación atmosférica envirtud de la cual caen sobre la superficie terrestre elementos tóxicos quealteran la composición de los suelos, la biología vegetal y animal. Siendo, porotra parte, generador de determinadas ecopatologías, entre las cualesactualmente se incluye ?con bastante probabilidad- la muerte súbita del niñorecién nacido.

 

Enotras circunstancias, oleadas de viento procedentes del Norte de Africadeterminan la ?lluvia blanca? (lluvia de arena del desierto); está integradapor partículas que dan lugar a combinaciones cuyo resultado es la modificacióndel pH, resultando dañina y peligrosa. Esta circunstancia culminó en el año1948con un episodio concerniente a la salud pública en la ciudad de Sonora(Estados Unidos), donde se produjeron multitud de muertes al unirse partículascontaminantes procedentes del entorno industrial (especialmente ácidosulfúrico)con gotas de agua de lluvia, dando lugar al fenómeno ya mencionado?smog? que actuó como ecopatógeno para la especie humana.

 

La desertificacióny la desertización

 



Esotro pecado ecológico analizado en la Conferencia de Río, en algunascircunstancias por causas ajenas a la voluntad del hombre y en otrastípicamente de carácter antropogénico: Monocultivos, mal uso de los regadíos,utilización de abonos químicos, etc. De esta manera se llega al desierto,entendido como ?aquellas zonas que no son capaces de producir energía biológicasuficiente para el asentamiento de poblaciones humanas?.

 

La Biodiversidad

 

Es otropecado ecológico preoante ?zá el más preoante- haciendo aión a el hombre debe mostrarse activo en la conservación de las especies animalesy vegetales han llegado hasta nosotros, respetando los censos y haciendoinventarios nos adviertan claramente de la sición acl. Los gobiernosdel área de la Amazonía están preoados por la rápida desaparición deespecies vegetales y animales, sobre todo las primeras por la enorme demanda delas intrias